Travesía Tibia Fresca

Como en otras ocasiones, comenzábamos la semana consultando el pronostico del tiempo para el finde semana, en esta ocasión el pronóstico, aunque no muy claro, algo a lo que ya solemos estar acostumbrados, aún más en estas fechas en las que la primavera comienza a estar ya próxima, era de buen tiempo para el sábado 13 de marzo y de lluvias para el Domingo.

Algunos teníamos en mente realizar actividad de barrancos, ¡¡pero como no!!, nuestro amigo Edu llevaba tiempo insinuando la posibilidad de realizar la actividad espeleológica, de la Travesía Tibia Fresca. No fue necesario el que insistiera mucho en ello, ya que apenas un mes antes habíamos realizado otra actividad de este tipo que nos había dejado unas muy buenas sensaciones, Travesía Torca la Sima Gándara. Además, era una actividad que ya habíamos estado planteando realizar en anteriores ocasiones y para la cual habíamos realizado el recorrido desde la boca de Fresca hasta la galería del P70 para reconocer un poco el recorrido de salida que tendríamos que hacer.

Comenzábamos visualizando las topos y descripciones de la actividad, para calcular tiempos, cuerdas y demás material necesario. Decir que en las descripciones indica almenos 2 cuerdas de 65metros para los rapeles más largos de los dos pozos de 85 metros que nos encontramos en el recorrido.

Así que tanto Edu, Toño y Yo, tomamos la decisión de llevar cada uno una cuerda de 65 metros, como nos faltaba una. Decidimos consultar con Iván, para utilizar una de las cuerdas del club deportivo aemtrasmiera, al cual pertenecemos los tres.

Una vez equipados y calculado el tiempo que podría llevarnos realizar por completo la actividad, unas 7 horas, más 2 de aproximación, decidimos madrugar el sábado para poder salir del parking de los collados del Asón sobre las 9 de la mañana.

Tras realizar la aproximación a pie hasta la boca de Tibia, que nos llevó 1h y 40 minutos. Comenzábamos la actividad con un primer pozo de 14 metros, después de un pequeño recorrido otro de 9 metros y tras descender la rampa de la base de este llegábamos al primer gran pozo de 85m, un salto completamente vertical con un fraccionamiento a los 28 metros del comienzo. Sin duda este gran pozo es de una singular belleza ya que sobre los cuarenta metros de su descenso y a nuestra izquierda podemos ver surgir una cascada de agua que nos acompañara hasta la misma base de este. Después de un pequeño recorrido por un meandro estrecho y realizar dos rapeles de 19 y 30 llegamos al paso más estrecho de la travesía, La gatera de Tibia, desde mi punto de vista el paso más exigente ya que requiere de una pequeña concentración y visualización de los movimientos a realizar, donde es recomendable deshacerse almenos del arnés de pecho y meterlo en la saca, esta deberá ir delante nuestro y aunque el paso es de corto recorrido la estrechez se las trae.

espeleología-rapelaccesoatibia
espeleología-tibiafresca-salidaestrechezmeandro

Después de esta llegara el Pozo de 36 en el cual a escasos 15 metros deberemos realizar un pequeño péndulo con ayuda de las cuerdas que se encuentran instaladas en fijo para salir de este por su izquierda hacia la rampa del P8, algunas de las cuerdas que están instaladas en fijo carecen de mallones y se encuentran ancladas directamente a las chapas dando la sensación de no estar en buenas condiciones, pero aún están practicables.

Tras un recorrido, que no da lugar a descanso con continuos porteos de la saca en zonas estrechas llegaremos al segundo Pozo de 85metros. Este no menos espectacular que el primero a pesar de que posee una terraza a los 25 metros donde se encuentra la segunda cabecera y el rapel de 65 metros final.

Por fin llego el momento del descanso y reponer fuerzas con la comida y el agua, nunca me supo mejor, un simple sándwich frio de pechuga de pavo y queso.

Topografía de la Travesía Tibia Fresca

En este punto de la actividad ya parecía que habíamos realizado lo más duro de la actividad y así era, pero nos esperaba un recorrido por el rio de Tibia muy entretenido con des trepes y pasamanos para evitar las pequeñas marmitas, que finalizaba con los dos tramos de ascenso por cuerda de 15 y 10 metros, que a pesar de parecer más que asequibles, no dejan lugar a descanso por la estrechez sobre todo de este ultimo que obliga a realizar un sobreesfuerzo extra, a continuación teníamos un recorrido por la diaclasa estrecha y las gateras en el cual teníamos que seguir porteando la saca de la mejor forma posible.

 

Una vez llegados a la galería del P70 y reconocer el terreno, sabíamos que apenas nos quedaban 2 horas de actividad, aquí ya el esfuerzo realizado era presente, pero se volvía más liviano. Tan solo nos quedaba realizar los pasamanos de la vira de la araña, el tracastín y el bloque 64 para finalizar la actividad a la 19:30 en la boca de Fresca aun con algo de luz.

Sin lugar a dudas, esta ha sido hasta el día de hoy la actividad de espeleología mas completa y exigente físicamente que hemos realizado nunca y una de las actividades a realizar antes de acometer otra de nuestros retos personales como es la travesía de Cueto Coventosa. 

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad